Todos los jueces de Comodoro Py investigan a Julio De Vido

El exministro de Planificación Federal tiene causas abiertas en su contra en once juzgados.

En el juzgado federal 1, María Romilda Servini de Cubría investiga a Julio De Vido en la causa 5661/2016, por la que está acusado de defraudación, estafa y enriquecimiento ilícito.

En el juzgado federal 2, Sebastián Ramos procesó al exministro de Planificación Federal por la renegociación de contratos ferroviarios. También lo embargó por 500 millones de pesos.

Mientras tanto, en el juzgado federal 3, Daniel Rafecas imputó a Cristina Kirchner, a De Vido y al exsecretario general del Sindicato de Obreros Marítimos Unidos (SOMU), Enrique Omar «Caballo» Suárez, preso en la cárcel de Marcos Paz, en la causa 6033/2015, que incluye los delitos de homicidio simple, encubrimiento y asociación ilícita.

En el juzgado federal 4, Ariel Lijo lo imputó, junto a la expresidente y el excanciller Héctor Timerman, por la denuncia de Alberto Nisman contra el kirchnerismo, por el Memorándum con Irán.

En el juzgado federal 6, Rodolfo Canicoba Corral lo imputó, junto a Cristina, por presunto enriquecimiento ilícito.

En la causa 3017/2013, que se instruye en el juzgado federal 7, la Sala II de la Cámara Federal de Casación Penal le exigió a Sebastián Casanello investigar si el exministro de Planificación Federal participó en la «Ruta del dinero K», por la que el dueño de Austral Construcciones, Lázaro Báez, está preso desde el 5 de abril de 2016 en la cárcel de Ezeiza.

En el juzgado federal 8, Marcelo Martínez De Giorgi primero lo imputó, pero luego le dictó la falta de mérito en la causa 6204/2011 de «Sueños Compartidos».

En el juzgado federal 9, Luis Rodríguez, imputó a De Vido, a Cristina y a la gobernadora de Santa Cruz, Alicia Kirchner, por irregularidades en la construcción del tren turístico de Yacimiento Carbonífero Río Turbio (YCRT).

Por su parte, en el juzgado federal 10, Julián Ercolini procesó al exministro de Planificación Federal por la compra de «trenes chatarra» a España y Portugal.

En el juzgado federal 11, Claudio Bonadio lo procesó por la Tragedia de Once. También lo embargó por 600 millones de pesos. Esta es una de las 134 denuncias, que publicó Big Bang News, que más complica al exministro de Planificación Federal.

En el juzgado federal 12, Sergio Torres imputó a De Vido por la contratación de gas licuado por 57 millones de dólares a la empresa Contrater Consulting. El «barco fantasma» fue una revelación del Diario Perfil. También por irregularidades en la creación del Sistema SUBE.