Investigan robo millonario en del Juzgado Federal de Posadas

Investigadores de Gendarmería Nacional trabajan para determinar cómo concretaron el robo de poco más de 12 millones de pesos, guardados en dólares, euros y reales, que se encontraba en una caja fuerte del Juzgado Federal de Posadas.

El faltante se descubrió el pasado 29 de diciembre de 2020 en el segundo piso del juzgado de la avenida Mitre (entre Jujuy y San Luis) de esta capital, en dos cajones de una caja fuerte en una de las secretarías de la jueza María Verónica Skanata.

La funcionaria a cargo del área de inmediato denunció lo sucedido y la jueza mencionada y la fiscal subrogante, Silvina Gutiérrez, solicitaron a la división CRIMIS de Gendarmería Nacional para las “urgentes” labores investigativas.

El primer objetivo o hipótesis apuntó a tres empleados de una empresa de limpieza, la que fue contratada desde los primeros días de noviembre para sanitizar los seis pisos que la Justicia Federal posee en la avenida Mitre.

El hecho se calificó como “escandaloso y alarmante” porque el edificio cuenta con un sistema de seguridad destacado en muchas ocasiones, tanto por poseer efectivos de Gendarmería destacados para tal función, como cámaras de seguridad en casi todas las dependencias.

De los primeros datos del personal de mantenimiento se apuntó a que la empresa tercerizada para la sanitización contra el COVID-19 guardaría relación y se entabló un período para revisar registros de videovigilancia a partir del 27 de noviembre hasta el lunes 28 de diciembre.

La firma de limpieza contratada, asistía todos los viernes fuera de horario de tareas judiciales para rociar con químicos y volver a limpiar todo el edificio.

Se identificaron los tres empleados que realizaban la labor y del análisis de las cámaras se apartaron secuencias del pasillo del segundo piso, donde dos de ellos tenían en los bolsillos de sus mamelucos grises bultos que sugirieron escondían fajos de billetes. Esto ocurrió durante la siesta del 23 de diciembre.

Los sospechosos tienen 31, 37 y 23 años y fueron ubicados el miércoles 30 de diciembre en sus respectivos domicilios y con las órdenes de la fiscal Gutiérrez se allanaron viviendas en el barrio A4 Nueva Esperanza, Villa Cabello y Santa Rita de Posadas.

El resultado fue negativo, ni el dinero ni el smartphone que desaparecieron de la caja fuerte fueron encontrados por los pesquisas.

 

FUENTE: PRIMERA EDICION

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *