El fenómeno del Niño

El Niño-Oscilación del Sur (ENSO), tal como se lo conoce, es un fenómeno que se produce a miles de kilómetros de Misiones, que afecta las corrientes marinas y la atmósfera del océano Pacífico tropical, y que suele provocar aumento o disminución de lluvias en distintas partes del globo: Australia, América, etc.

Sus impactos han sido variados y extensos en el pasado, de allí que varios centros de información climatológica a nivel mundial (de Japón, Australia, Estados Unidos,y el recientemente creado CIIFEN de Ecuador) siguen la evolución de este fenómeno.

Los expertos indican que, al momento, hay una situación de .

No obstante, las perspectivas que arrojan los modelos de simulación climática continúan indicando que es posible que aparezca El Niño desde finales de la primavera de 2018.

Prosigue el incremento de temperatura del océano Pacífico, lo que alimenta la probabilidad de que el Pacífico tropical alcance los índices umbrales para fines de la primavera.

Independientemente de El Niño, la perspectiva climática para nuestra región para el trimestre Septiembre-Octubre-Noviembre de 2018, en términos de precipitación media trimestral esperable, publicada por el Servicio Meteorológico Nacional (AR) prevé un escenario “superior a lo normal”. La previsión elaborada por CPTEC-INMET-FUNCEME (BR) marca precipitaciones “superiores a las normales” en la porción inferior de la cuenca del Paraná y en la cuenca del Uruguay situada en territorio brasilero.

Referencias: SMN, CPTEC (Br.), BoM(Australia), NOAA (Estados Unidos).

Fuente: Alerta Temprana

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *